Tag Archives: Jürgen Klopp

¿La quedo grande la Premier a Guardiola?



Instagram

Unos lo celebran. Otros se preocupan. Todos opinan sobre el éxito o fracaso de Pep Guardiola en la English Premier League. Y es que desde su irrupción como entrenador del Barcelona en 2008, su manera de entender el fútbol no deja a nadie indiferente. Lo cierto es que hoy por hoy el multimillonario Manchester City ya no sueña con el título de liga y sus aspiraciones parecen limitarse a luchar por un puesto en la Champions League del año que viene.

Continue reading ¿La quedo grande la Premier a Guardiola?

La clave es Omar Pérez


El día del ya histórico 0-4 del Barça al Madrid, Iniesta ejecutó 69 pases, 66 acertados. Aquel día los pases acertados del Barça (586) superaron el total de pases del Madrid, 488.

 

Si bien el fútbol es tan simple como pasar y recibir, hacerlo bien sólo está al alcance de unos pocos. Recientemente la Web Four Four Two analizó los tres primeros partidos del Liverpool de Klopp con los tres últimos de Rodgers, el destituido entrenador red. Aunque ambos buscaron recuperar el balón inmediatamente, aplicando lo que Guardiola llamó la “ley de los seis segundos”, Klopp busca implementar una muy veloz transición de defensa a ataque. Así le metieron tres de los cuatro goles al City.

Las cifras sugieren un problema inesperado: los jugadores con los que cuenta Klopp no logran acertar en el pase a altas velocidades. Aun ganando 1-4, el Liverpool tuvo aquel partido un porcentaje de acierto en el pase de 68,3%, cifra inferior a cualquier partido disputado la última temporada. Lo relevante es el resultado, pero lo anterior sugiere que Klopp buscará refuerzos en el próximo mercado de fichajes.

 

El día del City el Liverpool realizó 385 pases. Es, hoy por hoy, un equipo mundano comparado con Barça, Madrid o Bayern. En Colombia, antes de ser eliminado por Junior, Santa Fe ejecutó un total de 314 pases por partido. Tuvo un acierto del 74%. Lejos del 88% que maneja el Barcelona, pero superior a lo registrado por el Liverpool en su mal día.

Quien ha movido a Santa Fe por más de un lustro es Omar Pérez, intermitente por las lesiones este semestre y jugando en Colombia gracias a su delicada rodilla. El fútbol colombiano, los hinchas rojos en particular, celebran que el miedo a una recaída de su lesión de rodilla haya permitido que el decaído campeonato local haya disfrutado de un jugador de los que hace mucho tiempo no se veía en vivo.

Aun jugando a medias este semestre, la importancia de Pérez se entiende a la luz de las cifras. En el semestre Santa Fe realizó 317 pases cuando el argentino no disputó el partido. Con Pérez en el campo durante al menos 45 minutos, el equipo realizó 330 pases. El porcentaje de acierto en el pase sube del 72% al 76%. Es decir, no sólo juega sino que pone a jugar.

Uno quisiera tener un dato adicional de Omar Pérez, pero ese dato no existe, y si existe, no lo tengo. Sin Omar, el balón en manos de Santa Fe tiende a parecerse a un globo. Vuela y vuela por el aire. Con Omar, el globo pasa a ser un balón y termina siendo tratado con el respeto que se merece. El balón aterriza y comienza a dibujar peligro en el arco contrario.

Muy poco ha jugado la sudamericana, lo que quizás explique que de local Santa Fe apenas haya intentado 269 pases en promedio (186 de visita). Tras el empate alcanzado en el partido de ida de la final de la Sudamericana ante Huracán, lo mejor que le podría pasarle a Santa Fe es que Pérez estuviese en condiciones de participar activamente en la final. Contra Junior no jugó su mejor partido; sin él, Santa Fe está en la final. Pero con él en condiciones, la ilusión de un título continental se dispara.

El Entrenador: la fina línea entre vender ilusiones y vender humo


Salió reportado en purelyfootball.com la lista de los diez entrenadores que más han gastado (o invertido, según se quiera mirar) en fichajes durante la última década.  La lista no es particularmente llamativa tal como se observa en el  siguiente cuadro:

Entrenadores Titulos Gastos y Costo de títulos

No todos entrenaron sin parar durante los últimos 10 años. Ferguson, por ejemplo, se retiró hace un par de años. Guardiola se tomó un año sabático entre el Barça y el Bayern Munich. Van Gaal estuvo un tiempo de director deportivo del Ajax y, posteriormente fue entrenador de la selección holandesa.

En general, los entrenadores en cuestión son aquellos que entrenan a los grandes clubes europeos aunque alguno, en los últimos 10 años, entrenó equipos que no necesariamente son los más ricos del mundo. Van Gaal, por ejemplo, estuvo en el AZ. Klopp y Simeone entrenan equipos importantes, Dortmund y Atlético de Madrid, pero no supermillonarios como son los equipos de la liga inglesa, Bayern o Madrid y Barça.

La lista está compuesta de nombres conocidos de equipos reconocidos. Pero, ¿la inversión en fichajes es rentable? Realmente, ¿un entrenador logra más títulos a medida que gasta más dinero?

La siguiente gráfica compara los títulos obtenidos por temporada efectivamente entrenada en un club con el monto de dinero que se ha gastado cada entrenador. Es necesario anotar dos cosas. Primero, se normaliza el número de títulos obtenidos al número de títulos por temporada porque no todos entrenaron consecutivamente los 10 años. Segundo, ignoramos el rol de los entrenadores en sus respectivos equipos. Es decir, Ferguson fue y  Wenger es el responsable directo de la política de fichajes. En el Madrid, Ancelloti trabaja con lo que le llega. Es el presidente Florentino Pérez quien contrata a voluntad.

Por ahora enfoquémonos en los puntos azules, los títulos totales obtenidos por los entrenadores. Si los títulos se relacionaran directamente con la inversión realizada, esperaríamos que a medida que se gastase más en fichajes se incrementase la cantidad de títulos obtenidos. En otras palabras, podríamos pintar una línea recta con pendiente de 45° con los puntos azules siempre sobre ella.

La realidad es diferente. Hay un grupo de entrenadores sumamente exitosos (Guardiola, Ferguson, Mourinho, Mancini y Ancelloti) cuyos logros no se relacionan de ninguna manera con el monto en fichajes. El resto de entrenadores (Van Gaal, Simeone, Klopp, Wenger y Pellegrini) son significativamente menos exitosos que los anteriores aunque, en general, gastan menos en fichajes que sus contrapartes más exitosas. Entre ellos tampoco se aprecia una correlación entre los títulos y el gasto en jugadores.

Entrenadores, Títulos y Gastos en Fichaje

 

Los equipos que dirigen estos entrenadores son, en su mayoría, equipos con exigencia de títulos. Por ello separamos los títulos “importantes” de los demás. Es decir, los títulos internacionales (UCL, UEL, Mundialito de la FIFA) y el torneo de liga doméstico son más relevantes que los demás. Es una clasificación por supuesto arbitraria, pero desde mi punto de vista, válida dado el objetivo. El enfoque en los títulos más relevantes muestra una menor dispersión de los títulos obtenidos.  El orden no cambia sustancialmente, aunque Mourinho se ve superado por Ancelloti. En general, sólo sobresale Guardiola. En una segunda línea están Ferguson, Ancelloti y Mourinho. Wenger sobresale por abajo: no ha ganado nada relevante en 10 años.

Un título en promedio costó, en fichajes,  £70.105.231. Es costoso pero en realidad, salvo dos, todos están por debajo de la media. Venden ilusiones y logran resultados. Oscila desde los £17.222.222 que le cuesta un título a Guardiola en fichajes a los £63.636.364 que le han costado a Ancelloti.

Los que venden humo tienen nombre propio: Pellegrini y Wenger. Un título del francés del Arsenal cuesta, en fichajes, £113.333.333. El chileno va aún más lejos. Requirió de £260.000.000 en contrataciones para lograr un título.

Dadas las cifras, no sorprende que el City esté intentando el fichaje de Guardiola si Pellegrini no logra títulos importantes a corto plazo. Pero sorprende aún más que el Arsenal siga confiando en Wenger. En el equipo desde 1996, fue clave en la última gran época de los rojos de Londres. Pero ha fracasado en los últimos diez años y, además, cuesta mucho dinero. Su rentabilidad financiera y deportiva está más que cuestionada.

El análisis sugiere que la validez de un entrenadores debería también medirse por los recursos que requiere para lograr un título. Con todos los recursos que tienen a su disposición, nadie se extraña que ganen una liga o una copa con cierta frecuencia. En realidad algo adicional deberían mostrar esos equipos. Debería ser fútbol que se recuerde.